¿Cómo pago a mi headhunter? - Fee variable vs Fee fijo

Por Anna Sagristà | 20/01/17
money-dinero.jpg

Todo aquel que estudia la posibilidad de externalizar procesos de selección termina con la cabeza hecha un bombo al analizar la variedad de sistemas de cobro que se utilizan en el mundo de las agencias de reclutamiento y de los headhunters. Por eso hemos intentado poner orden al caos explicando dos de los sistemas de pago más comunes; el honorario fijo o “fixed fee” y el  honorario variable o “variable fee”.

Estos métodos son los más empleados por agencias y headhunters en contrataciones permanentes de perfiles especializados y/o posiciones de mando.

 

El dilema: Fee variable vs Fee fijo

En el pago variable o “variable fee” los headhunters o la agencia cobran un porcentaje sobre el salario bruto anual del candidato contratado. Por regla general cuanto más alto es el salario más crece la tarifa. La media se sitúa en el 15% aunque en el caso de mandos altos esta cifra puede situarse entre el 20% y el 30%.  Además la retribución suele ser en un único pago, una vez realizada la contratación de un candidato.

En el pago fijo, cliente y proveedor establecen un precio antes de iniciar la búsqueda. Como en el caso anterior se trata de un porcentaje de la retribución bruta anual, pero basado en un salario de referencia, es decir la retribución habitual de la posición ofertada. En lo referente a los porcentajes en este caso son los mismos que en el fee variable o incluso, pueden negociarse pagos ligeramente inferiores.

Esto se da cuando la empresa que contrata a la agencia o headhunter dispone de un presupuesto determinado y quiere evitar a toda costa que el pago final se dispare.

Otra característica del pago fijo es que es más común que la retribución se efectúe a plazos, normalmente siguiendo la siguiente estructura:

1) Paga y señal

2) Pagas acorde con unos plazos entrega de servicios, previamente pactados.

3) Pago final tras la contratación

Si te interesa conocer más sobre las diferencias entre formatos de pago anticipados o al éxito te recomendamos nuestro artículo Contingency vs. Retained Recruitment: ¿Cuál debo Escoger?

CTA_Demo.jpg

La mala fama del “variable fee”

Puede existir cierta controversia entorno al pago variable o “variable fee”. Algunas empresas pueden pensar que el headhunter o agencia puede inflar el sueldo final del candidato para asegurarse un mayor margen de beneficio.

Por otro lado, en perfiles de alto nivel el sueldo del profesional se compone del salario base más una serie de beneficios como gastos de coche, escolarización de los hijos, dietas, etc. Esto dificulta mucho fijar exactamente lo que cobrará una persona y por lo tanto hace muy complicado el cálculo del porcentaje a pagar a la agencia o headhunter. En ocasiones esta situación causa conflictos en la relación entre proveedores y clientes, ya que los unos no quieren incluir en el sueldo ciertos beneficios o pagos extra y los otros sí.

Esto hace que, normalmente, a la hora de reclutar profesionales de alto nivel ambas partes opten por fijar una tarifa fija en base al salario medio de la posición a cubrir.

En favor del coste variable hay que decir que tanto agencias como clientes conocen el sector en el que buscan candidatos y el engaño o la picaresca se detecta rápido.

 

¿De qué dependen los precios?

El coste de contratar a una agencia de reclutamiento o headhunter dependerá de múltiples factores, pero aquí tienes los más importantes:

1) Volumen de contratación: No es lo mismo contratar a uno que a 10.000 empleados. La economía de escala también se refleja en la externalización de los procesos de selección.

2) Características demográficas y del mercado laboral.

3) Grado de complejidad y especialización de las posiciones a cubrir.

4) Duración de los contratos entre cliente y proveedor.

5) El salario bruto anual del puesto ofrecido.

 

Nuestro consejo: Hablar, hablar y hablar - la comunicación es la clave

En todo proceso de outsourcing una comunicación fluida entre cliente y proveedor es imprescindible. Por supuesto esto debe empezar ya en la negociación del plan de pago. Este deberá establecerse en función de los requerimientos del que contrata y también teniendo en cuenta las necesidades de la agencia o headhunter.

 

Cuida la relación con tu headhunter

La mejor manera de que un proceso de externalización desemboque en buen puerto es el establecimiento de una relación equilibrada entre cliente y proveedor. Hay que generar un acuerdo justo para ambas partes, en el que la empresa que contrata el outsourcing no pague gato por liebre y donde la agencia de reclutamiento o headhunter no sea explotado.

Esta es la única manera de alinear objetivos y conseguir el mejor talento para tu empresa. Si necesitas  más información sobre este tema, no te pierdas nuestra guía gratuita sobre externalización

CTA_Demo.jpg

¿Externalizas tus procesos de selección? ¿Cuál es tu experiencia? ¿Estás pensando en hacerlo?

En Talentier queremos crear comunidad y conocer tu opinión.

 

También te puede interesar...



Categorías: Externalización

Suscríbete para recibir nuestros artículos vía Email

CTA_Demo.jpg
descargar-guias-reclutamiento-rrhh